Para leer los mensajes dados a MDM, puedes ir a:

domingo, 25 de enero de 2015

Ene 08_15 La gran Lucha ya inicia, las Potestades del Cielo luchando contra la fuerza satánica están


Rosario vespertino

Temas:

*Mientras más tarde queráis comprender Mis Palabras, más sufriréis, porque os he dicho que el mal se detendrá cuando os arrodilléis y pidáis perdón.
*Yo voy al frente de las Huestes Celestiales, necesito de vuestras oraciones, de vuestra donación, de todo lo que podáis darMe en Amor, para poder defender vuestro Mundo, sus habitantes y, sobre todo, aquellos que están viviendo en el mal.
*Confiad en lo que Nuestro Dios traerá a vuestras vida y os digo y os repito que confiéis plenamente en lo que Nuestro Dios haga de aquí en adelante por vuestras vidas, porque no os imagináis lo que Él quiere hacer para vosotros.
*Recordad estas Palabras en todo momento, Palabras de Sabiduría que os doy, para que cuando tengáis grandes necesidades, de diferente índole, os unáis en oración y, así, obtendréis Mis favores, Mis regalos a vuestras necesidades.
*Sed como niños, dejadme libertad de acción en vuestra vida, sed humildes y sencillos y Yo haré el resto, no os arrepentiréis, Mis pequeños, del cambio que tendréis, porque os quitaré todo aquello que os afecta para seguir creciendo en todos sentidos.

Mensaje de Dios Padre y la Santísima Virgen María a J. V.

Primer Misterio. Habla Dios Padre

Sobre: Mientras más tarde queráis comprender Mis Palabras, más sufriréis, porque os he dicho que el mal se detendrá cuando os arrodilléis y pidáis perdón.
Hijitos Míos, os avisé hace algunas semanas que ya estáis en Tiempo de Justicia, pero no por ello os abandono. Os cuido, os proveo y os doy lo necesario para que, con los acontecimientos que vayáis viendo a vuestro alrededor, os vayáis dando cuenta de que al ser Mis Palabras ciertas, vosotros Me pidáis lo que necesitéis para lograr un cambio en vuestra vida, de acuerdo a como Yo lo necesito de parte vuestra.

Los momentos difíciles ya están y, los estaréis viendo cada vez mayores, como os había dicho, pero Mis cuidados, también serán mayores.

¿Cuándo entenderéis, Mis pequeños de que quiero vuestra conversión?, de que quiero que vosotros os alleguéis a Mí, cada vez más cerca de Mi Corazón.

Mucho, mucho mal hay en el Mundo, los gobiernos de la Tierra, aun queriendo, ya no lo podrán detener, éste mal, Mis pequeños, lo podréis neutralizar con el amor que vosotros produzcáis.

Quiero lo mejor para vosotros, quiero una nueva vida, en la cual Yo os vea contentos y, al estar contentos, vuestra alma, gozosa, vendrá a Mí y no se separará de Mí.

Vuestras almas sufrirán un cambio, ciertamente favorable y, vosotros, lucharéis para que os mantengáis así. No dejéis que satanás os convenza y cambie vuestra actitud hacia lo bueno, que deberéis seguir manteniendo y acrecentando.

Satanás no quiere vuestro bien, esto ya lo debéis haber entendido hace tiempo. Mientras más tarde queráis comprender Mis Palabras, más sufriréis, porque os he dicho que el mal se detendrá cuando os arrodilléis y pidáis perdón, pero, sí por vuestra soberbia, no queréis entender que debéis, vosotros mismos, provocar el cambio que tanto necesitáis, vuestro dolor, vuestra agonía, será más larga.

Ya no sé, Mis pequeños, cómo motivaros, habéis cerrado vuestro corazón a Mis Palabras, a Mi Amor, os queréis guiar de acuerdo a vuestra voluntad y Me habéis hecho a un lado de vuestra vida. Así nunca mejoraréis si Me hacéis a un lado de vuestra vida. El mal se irá acrecentando, si no provocáis un bien que lo destruya; Mi Amor espera un cambio de parte vuestra, para protegeros contra todo ataque de satán y para que podáis regresar al Reino de los Cielos por los bienes que vosotros lograréis.

Tened cuidado pues, Mis pequeños, con los ataques de satanás a vuestro alrededor, a veces es muy sutil y, a veces, debéis luchar por el bien que os he prometido tendréis.

Deberéis poner una Fe absoluta en Mis Palabras, en lo que Yo os pido, buscad afanosamente Mi Reino, para que podáis erradicar el mal, primeramente, de vuestro interior y, luego, del mal del Mundo.

Os envío Mis Bendiciones para vosotros y para los vuestros, dadMe vuestro corazón, para que lo vaya Yo puliendo a lo largo de éste año. Mi Amor queda con vosotros.
Gracias, Mis pequeños.

Segundo Misterio. Habla La Santísima Virgen María.

Sobre: Yo voy al frente de las Huestes Celestiales, necesito de vuestras oraciones, de vuestra donación, de todo lo que podáis darMe en Amor, para poder defender vuestro Mundo, sus habitantes y, sobre todo, aquellos que están viviendo en el mal.
Hicisteis bien, hijo Mío, en consagrar éste año a Mí, vuestra Madre. Ciertamente, momentos difíciles tendréis y Yo estaré con vosotros. La gran Lucha ya inicia, las Potestades del Cielo, luchando contra la fuerza satánica están.

Yo voy al frente de las Huestes Celestiales, necesito de vuestras oraciones, de vuestra donación, de todo lo que podáis darMe en Amor, para poder defender vuestro Mundo, sus habitantes y, sobre todo, aquellos que están viviendo en el mal, que se han vuelto instrumentos de satanás.

Mucho bien será derramado sobre la Tierra, y esto lo verán aquellos que no han querido abrir su corazón a las Palabras de Nuestro Dios, satanás irá viendo su derrota poco a poco, lo mismo que los que están con él. Así, como un animal herido en la selva, se vuelve más peligroso y contrataca más fuerte, así está satanás en éstos momentos.

Entregadle vuestra voluntad a Nuestro Padre y Señor Mío, para que seáis verdaderos instrumentos de Nuestro Dios en estos tiempos, no escatiméis en vuestra entrega, Mis pequeños, recordad, porque os lo hemos dicho muchas veces, que sin Dios, vosotros sois nada y no os podéis poner en contra de Nuestro Dios, porque sufriríais muchísimo.

Mucho bien se seguirá derramando sobre la Tierra, para alimentar a aquellas almas que estarán en lucha fuerte contra las fuerzas de satanás y, para la conversión de aquellas otras, que, aunque en éstos momentos no quieren entender todavía el llamado que se os está haciendo, ciertamente los acontecimientos y el dolor que tendréis, hará que muchas almas se vuelvan hacia Nuestro Dios.

El Amor, nunca se apartará de vosotros, sed perseverantes, sed sinceros con vosotros mismos. Si estáis en la Verdad, manteneos en ella, si buscáis el Reino de Dios en vuestra vida y en la de los vuestros, no os apartéis ni un centímetro de los lineamientos que Nuestro Dios os ha dado.

Os Bendigo, Mis pequeños y Bendigo a los vuestros,estoy con vosotros. Ciertamente, el dolor opacará vuestra vida, pero en breve tiempo después, la Luz volverá y la alegría tendréis, podría decir, hasta en exceso; seréis muy felices de haber pasado la prueba.
Gracias, Mis pequeños.

Tercer Misterio. Habla La Santísima Virgen María.

Sobre: Confiad en lo que Nuestro Dios traerá a vuestras vida y os digo y os repito que confiéis plenamente en lo que Nuestro Dios haga de aquí en adelante por vuestras vidas, porque no os imagináis lo que Él quiere hacer para vosotros. 
Hijitos Míos, en éste tiempo por venir, ciertamente, como se os ha dicho, habrá muchos cambios, pero, principalmente espirituales.

Vosotros mismos iréis viendo cómo van cambiando las actitudes de vuestros hermanos. Si por un lado habrá problemas fuertes, por otro lado, habrá también conversiones fuertes. Una Vida Nueva se os ha prometido y así será, es el gran Premio para aquellos que perseveraron pero además, se dieron, para que se lograra éste cambio. Sois familia, sois padres e hijos.

Ciertamente, que seréis guiados hacia la perfección, pero pocos la tomarán en totalidad, recordad que la naturaleza humana seguirá afectando al alma. Por eso, se os ha profetizado que, ciertamente, tendréis un cambio fuerte y bello en vuestra vida, pero vosotros tendréis que incrementar los dones que se os darán a través de la práctica en el amor con vuestros hermanos. Todo eso, que permitirá Nuestro Padre y Nuestro Dios, es para que realmente hagáis una familia entre todo el género humano. Os respetaréis en el amor, os amaréis por el Amor de Nuestro Dios, viviréis momentos bellísimos que aún no conocéis.

Confiad en lo que Nuestro Dios traerá a vuestras vida y os digo y os repito que confiéis plenamente en lo que Nuestro Dios haga de aquí en adelante por vuestras vidas, porque no os imagináis lo que Él quiere hacer para vosotros. Imaginad cómo no ha de pagar a aquellos que se mantuvieron en el Bien. Aún a pesar de que el mal os tentaba, continuamente, a lo largo de vuestra existencia, preferisteis vivir en el Bien.

Mucho bien deberéis dar, Mis pequeños, porque fuisteis preparados para ello, todo lo que se os ha dado, lo pondréis al servicio de vuestros hermanos. Haréis una bella Familia Universal y conoceréis, por primera vez, lo que es el Verdadero Amor que Nuestro Padre y Nuestro Dios, creó para el hombre, en un Principio, pero que el Pecado echó a perder.

Alegraos, Mis pequeños, porque vuestra liberación está cerca, alegraos, ciertamente, porque se premiará a todos aquellos que confiaron plenamente en Nuestro Dios en Su Santísima Trinidad.

Soy vuestra Madre, la Siempre Virgen María. Os amo, Mis pequeños.

Cuarto Misterio. Habla Dios Padre.

Sobre: Recordad estas Palabras en todo momento, Palabras de Sabiduría que os doy, para que cuando tengáis grandes necesidades, de diferente índole, os unáis en oración y, así, obtendréis Mis favores, Mis regalos a vuestras necesidades.
Hijitos Míos, éste es el tiempo en que deberéis ser como niños, Mi Hijo os lo pidió y ahora deberéis ser plenamente dóciles, para que Yo os pueda tomar y, a través de vuestra pequeñez, se muestre Mi Potencia contra las fuerzas de satanás.

Mucho mal ha hecho satanás a Mi Creación. Se siente fuerte, envalentonado en estos tiempos, se burla ante Mí, de todo el mal que os está haciendo y cree que tiene ya todo el poder Mundial en sus manos y que os podrá controlar plenamente, pero no va a ser así, Mis pequeños. Os tengo que decir, que sufrirá humillación tremenda, que así, como ha hecho mucho mal y se siente poderoso, el amor pequeño de vuestros corazones, unido al de Mi Hija, la Siempre Virgen María, le producirá la humillación con la que caerá y será vencido.

Esperad el momento de la victoria y deseadlo, Mis pequeños, uníos en oración, porque con ella lo venceréis. Vuestra fuerza, os he dicho, está en la unión, porque sois pequeñitos, porque os necesitáis los unos a los otros y, vosotros, sentiréis ésa fuerza de unión y eso ayudará para que no os separéis, nunca más, en los momentos difíciles de vuestra vida.

Siempre, la unión os dará la fuerza que necesitaréis para lograr grandes cambios. Recordad estas Palabras en todo momento, Palabras de Sabiduría que os doy, para que cuando tengáis grandes necesidades, de diferente índole, os unáis en oración y, así obtendréis Mis favores, Mis regalos a vuestras necesidades.

Como padres, vosotros enseñáis a los hijos, a que tienen que trabajar duro para obtener algo y que se aprecia mucho más lo que obtuvieron por el trabajo, por el cansancio, que cuando no movéis ni un solo dedo para obtenerlo y, aunque sea muy valioso, no lo apreciáis.

Mi Amor os protege en todo momento y os ayuda a crecer. Confiad, confiad en Mí, vuestro Dios. Los niños pequeños confían plenamente en lo que sus padres les piden. Con mayor razón Yo, que Soy vuestro Padre y vuestro Dios, que Soy la Perfección misma, no deberéis dudar en ningún momento lo que os pida, porque dañaríais Mi Corazón con vuestra duda. Lo que Yo os pida, siempre os traerá un inmenso bien.
Gracias, Mis pequeños.

Quinto Misterio. Habla Dios Padre.

Sobre: Sed como niños, dejadme libertad de acción en vuestra vida, sed humildes y sencillos y Yo haré el resto, no os arrepentiréis, Mis pequeños, del cambio que tendréis, porque os quitaré todo aquello que os afecta para seguir creciendo en todos sentidos.
Rayos de Luz, potentes, inimaginables para vosotros, bajarán de los Cielos y os atravesarán, causando con ello, un cambio completo.Este cambio de exterior, irá aunado a un cambio interior, que lograréis también por vuestra donación a Mi Voluntad.

Recordad, en el Reino de los Cielos, no hay almas que estén obligadas a estar ahí. Yo no limito nunca a ninguna alma, no le coarto su libertad, son libres de seguirMe o seguir en sus propios ideales.

Tendréis un tiempo de reflexión interno, vosotros escogeréis lo que mejor os convenga, pero las almas que están Conmigo, que han permitido que Mi Voluntad se una a la de ellos, no tendrán de qué preocuparse, porque Yo las moveré según Mi Voluntad, y eso las llevará a la perfección.

¿Cuándo entenderá ésta generación que os debéis dejar mover por Mí, vuestro Dios, para que vosotros alcancéis la perfección a la que estáis llamados? Sois celulitas del Cuerpo Místico de Mi Hijo, sois pequeñitos, sois nada si no recurrís a Mí y os dejáis mover por Mí.

Cuando vosotros perdéis vuestra libertad porque os dejáis mover por Mi Voluntad, en ése momento, ganáis el Paraíso, porque Yo siempre os voy a llevar a lo mejor, a lo perfecto, a lo más bello, a lo que os puede hacer más felices, porque Yo todo lo conozco y todo fue Creado para daros alegría, para que, al ver la perfección que os rodeé, os acordéis de Mí, en todo momento, agradeciendo Mi Obra, que os rodea y que está dentro de vosotros.

Os repito, sed como niños, dejadMe libertad de acción en vuestra vida, sed humildes y sencillos y Yo haré el resto, no os arrepentiréis, Mis pequeños, del cambio que tendréis, porque os quitaré todo aquello que os afecta para seguir creciendo en todos sentidos.

Sí, Mis pequeños, vuestro cuerpo será transformado, vuestra alma, será llevada hacia la santidad, gozaréis de lo que gozaban vuestros Primeros Padres y era un gozo que vosotros, ni siquiera os lo imagináis, pero que tenéis derecho a él.

Mucho bien y grandes alegrías os tengo preparadas. Pruebas fuertes tendréis, para que os ganéis todo esto que os daré, pero alegraos en la prueba, porque Yo os ayudaré a pasarla.
Gracias, Mis pequeños.


____________________



Rosario vespertino--MENSAJE PARA MÉXICO

Temas:

*La lucha espiritual es real y, cada vez, vais a ir sintiendo cómo satan´s va aumentando su maldad a vuestro alrededor, debéis protegeros, es Mi obligación decíroslo.
*No os separéis de la oración, que es la unión íntima Conmigo, vuestro Dios, os amo, Mis pequeños y luchad contra la obscuridad, para que la Luz que tenéis en vuestro interior, se manifieste a todos los hombres.
*Luchad por la justicia en el Mundo y preparad al Mundo en el Amor, para que Mi Hijo pueda regresar a él y que Lo pueda gozar, nuevamente, la humanidad de ésta generación.
*Mensaje para México
*No meditáis lo suficiente como para entrar en lo profundo a ésta realidad de la Redención de todos vosotros y, al no entrar en profundidad tampoco agradecéis lo suficiente por vuestra liberación y, eso Me causa mucho dolor.


miércoles, 21 de enero de 2015

PARA ENTRAR EN EL REINO DE LOS CIELOS DEBÉIS HACERLO CON EL TRAJE DE LA GRACIA

http://www.adiosloqueesdedios.blogspot.com.es/

18 DE ENERO DE 2015

Hijos Míos, Soy Jesús de Nazaret quien os habla. Quiero advertiros que proliferan por el mundo mensajes que quieren atribuir a Mi Madre y a Mí, y muchos son falsos, no vienen de un espíritu bueno, porque Yo, Hijos Míos, Soy Amor y amo a todo el mundo, al pecador y al justo, y no fomento el odio entre hermanos, hijos de un mismo Padre. Yo, Jesús, os hablo. 

Por tanto, esos mensajes que incitan al odio, al desprecio de otros hermanos, no son Míos, porque Yo os pido constantemente que os améis unos a otros y os perdonéis, y no voy a pediros por medio de otros instrumentos que os odiéis, o voy a hablar mal de nadie. No puedo ir en contra de Mi Evangelio que es para todos los tiempos. Por eso, analizad lo que leáis y constatarlo con el Santo Evangelio, porque aquello que sea nuevo, no predicado por Mí, e incite al odio o desprecio “no viene de Mí”. Yo, Jesús, os hablo.

Hijos Míos, se odia al pecado pero no al pecador, por el que hay que rezar y ofrecerse, tenedlo en cuenta. No os olvidéis que tanto Mi Madre como Yo somos Amor. Nadie pretenda ir por delante de Mis designios, Yo Soy el que os dirige, por tanto, hijos, basad vuestra fe y vuestras composturas en Mis enseñanzas e imitación, pero no enfrentaros unos a otros. Y si veis algo que no encaja con Mi doctrina en Mis pastores, ponedlo en oración y rezad por las personas que así actúan. Yo, Jesús, os hablo.

Esto no quiere decir que tengáis que rechazarlo todo, quiere decir, que analicéis y constatéis con el Evangelio y el Magisterio de la Iglesia. Que estéis pendientes de los signos de los tiempos, que viváis en gracia de Dios y arregléis vuestras “cuentas espirituales” con vuestra familia, amistades y demás, porque para entrar en el Reino de los Cielos debéis hacerlo con el traje de la gracia, imprescindible para salvarse (Mt 22, 1-14), con el corazón limpio de odios, juicios temerarios y rencillas y con una plena confianza en Mí.

Así que hijos, poned en práctica lo que tantas veces os decimos, que perdonéis, que no os sintáis ofendidos por algo que hace tiempo pasó con un algún familiar, que eso Yo no lo quiero. Que seáis humildes y cedáis y no admitáis en el alma venenos que son letales para ella, y que la pueden matar para toda la eternidad, si esos venenos, no os los arrancáis de raíz. Yo, Jesús, os hablo y os instruyo. Paz a todo aquel que leyendo este mensaje lo cree y lo pone en práctica.

***

11 DE ENERO DE 2015



RECORDAMOS QUE LOS SIETE DOMINGOS AL GLORIOSO SAN JOSE, COMIENZAN EL DIA 1 DE FEBRERO.
QUIENES LOS QUIERAN OBTENER, PUEDEN PEDIRNOSLO A NOSOTROS. PONGAN DIRECCION O MAIL CORRECTAMENTE. GRACIAS.


***


 

Hijos de Dios, ¿acaso no es vuestro Padre Dios mismo? ¿Qué puede temer una persona cuyo Padre es nada más y nada menos que Dios? Yo, Jesús, os hablo.

El que teniendo por padre a un Ser semejante, que además de ser todopoderoso, es bondadoso, sabio, paciente y misericordioso ¿qué puede temer? Es cierto que sois miserables, pero a vuestro Padre Dios, eso no lo aleja. Le aleja la soberbia de las personas, la arrogancia y la maldad premeditada. No pidáis que El no os abandone en los días de prueba, porque El no os abandonará, pedid más fe, más confianza en El, pedid que os ayude a no caer en la tentación y a aceptar amorosamente Su voluntad, sin poner obstáculos, ni condiciones, porque El os dará Su gracia para que la cumpláis a la perfección. Yo, Jesús, os hablo.

Hijos de Dios, Soy vuestro Hermano mayor quien os habla, el que ha padecido tormentos morales y físicos como ninguno. Nadie Me ha aventajado en el sufrimiento y solo nuestro Padre Celestial sabe hasta donde llegaron. Por eso, os digo que lo mismo que Yo superé la dura prueba de la Redención, vosotros superareis la prueba que Dios os de o que Él permita, solo confiad, confiad, confiad. Quien confía en su Padre puede dormir tranquilo y seguro de que con El todo lo superará, pero no tengáis más miedo que el de caer en el pecado, porque Mi enemigo mortal os mete el temor al sufrimiento y os lo agranda mucho más. Creed que Dios no os dará nada que no podáis soportar y a muchos no os dará ni siquiera poco, porque se santificarán con la oración y el ayuno. Yo, Jesús, os hablo.

Tened ánimo, hijos de Dios, que Yo vuestro Hermano, tampoco os dejaré, pero confiad, confiad y confiad. Consagrad a vuestros menores a Mi Santa Madre y ponedlos en sus manos. Haced la consagración en estado de gracia y poned a los pequeñuelos en las manos de Su Santa Madre, que Ella, los cuidará como Me cuidó a Mí a pesar de los peligros inminentes que también tuve que vencer. Yo, Jesús, os hablo. Paz a todo aquel que leyendo este mensaje lo cree y lo pone en práctica.

***

6 DE ENERO DE 2015



Anónimamente muchos de vosotros seréis injuriados ante obispos y párrocos.  Yo, Jesús, os hablo.

Pero hijos, no os atemoricéis, no perdáis la paz, ni la calma, porque Yo también lo fui y no pudieron Conmigo. Quieren hundir Mi Iglesia y lo hacen atacando a las piedras vivas que la sostienen, pero nadie os hará más daño del que Yo quiera permitir. No creáis que Me olvidaré de vosotros cuando todo suceda. Vosotros defendeos con la verdad, sin miedos, ni falsedades alguna, y confiando plenamente en Mí. Yo, Jesús, os hablo.

Yo daré luz a los obispos y a Mis párrocos para que comprendan y vean las mentiras de Satanás, pero muchos lo pasareis mal hasta que se aclare todo. Os lo repito de nuevo, no perdáis la paz, ni la calma, repetid una y otra vez: Jesús, confío en Ti. Yo, Jesús, os hablo.

Esas acusaciones alcanzarán a muchos, hombres y mujeres, laicos y sacerdotes y hasta a obispos, y a cristianos de todas las edades. Ya sabéis que la calumnia es una de las armas que emplea Satanás, por eso, consagraos a Mi Santísima Madre y confiad plenamente en Ella, que es también vuestra Madre. Yo, Jesús, os hablo.

No uséis la venganza, ni el odio para defenderos. Imitadme a Mí que Soy manso y humilde de Corazón. Sed pacíficos pero veraces, porque la verdad siempre vence, y si en algo sois culpables de lo que os acusen, aclarad las cosas y admitid vuestra culpabilidad, porque hijos, reconocer vuestras faltas sin tratar de excusaros, ya os da cierta credibilidad.  Pedid luz a Mi Santo Espíritu y ayuda a vuestro Ángel Custodio y encomendaos a San José que tan probado fue en su vida terrenal. El os ayudará eficazmente y no os dejará en los días de prueba. Yo, Jesús, os hablo.

Estos mensajes debéis leerlos sin especular, a modo de alertas, pero no temiendo nada malo, porque Yo os aviso para que no os cojan las cosas de sorpresa y estéis fuertes en la oración. Practicad los sacramentos con inmenso amor y en las debidas disposiciones, y poned todo en las manos amorosas e inmaculadas de Mi Santa Madre. Yo, Jesús, os hablo y os bendigo. Paz a todo aquel que leyendo este mensaje lo cree y lo pone en práctica.

PARA RECIBIR GRANDES GRACIAS, DIOS PREPARA NUESTRA ALMA CON MAYORES SUFRIMIENTOS

4 de mayo de 1962. La Santísima Virgen comenzó a hablarme así:

-S.V.- "Ahora que has pasado esta gran tentación, hijita mía, te voy a premiar.

Has superado una gran prueba, hemos querido aumentar tu humildad.

Por eso ha permitido mi Santo Hijo, que se te acerca tanto Satanás. Así te has hecho más apta para propagar la Llama de Amor. SABES, PARA RECIBIR GRANDES GRACIAS, ES NECESARIO PREPARAR TU ALMA CON MAYORES SUFRIMIENTOS.

Sólo así puede crecer la gracia en tu alma. Ahora, después de la victoria, te estrecho en mi Corazón y cuando me dirijo a ti, acogerás con mayor entrega mi santa causa. Ha sido oportunidad para ganar méritos en favor de otras almas también.

Haz sin cesar sacrificios por los doce sacerdotes. Ellos también van a sufrir y tú, siéntete feliz de poder sufrir con ellos. Tu mérito, por pequeño que parezca, aumenta en ti las gracias.

Yo confío mi causa a unos pocos para que, una vez conquistados los pocos, los muchos vayan en pos de ellos. ¡Siéntete feliz de ser uno de los pocos! Lastimosamente aún entre los pocos hay quienes me rechazan y ¡cómo duele esto a mi Corazón maternal!

Y ahora tienes que propagar mi Causa. Aquellos a quienes he escogido, que tengan plena confianza en Mí.

Yo como Madre cuidadosa, conduzco todos sus pasos. Sólo pido que hagan sus almas aptas y que se preparen con gran fervor a la obra de reparación.

Miro con pena la alarma que despierta en ustedes mi Llama de Amor.

¿Por qué se atemorizan en su corazón? ¿Cómo podría Yo, siendo su Madre amantísima, dejarles en dudas? Únanse con todas sus fuerzas y preparen sus almas para acoger la Llama Sagrada. En los santuarios, los peregrinos estarán dispuestos a acogerla. Yo, la Madre de la Gracia, suplico sin cesar a mi Hijo Santísimo que acoja el esfuerzo más pequeño y la asocie a sus méritos.

No tengan miedo a la Llama que va a encenderse desapercibida, apacible como una mansa luz, no despertará sospecha en nadie. Ése es el milagro que se producirá en los corazones de ustedes.

DIARIO ESPIRITUAL 1962 - 1981 de ISABEL KINDELMANN

Mensajes de Jesús y María que hablan de "LA LLAMA DE AMOR DEL INMACULADO CORAZÓN DE MARÍA"

http://llama-deamor.blogspot.com/…/label/Diario%20Espiritual.

jueves, 1 de enero de 2015

1 DE ENERO - SOLEMNIDAD DE SANTA MARÍA MADRE DE DIOS 


La Iglesia Católica quiere comenzar el año pidiendo la protección de la Santísima Virgen María. La fiesta mariana más antigua que se conoce en Occidente es la de "María Madre de Dios". Ya en las Catacumbas o antiquísimos subterráneos que están cavados debajo de la ciudad de Roma y donde se reunían los primeros cristianos para celebrar la Misa, en tiempos de las persecuciones, hay pinturas con este nombre: "María, Madre de Dios".

Si nosotros hubiéramos podido formar a nuestra madre, ¿qué cualidades no le habríamos dado? Pues Cristo, que es Dios, sí formó a su propia madre. Y ya podemos imaginar que la dotó de las mejores cualidades que una criatura humana puede tener.

Pero, ¿es que Dios ha tenido principio? No. Dios nunca tuvo principio, y la Virgen no formó a Dios. Pero Ella es Madre de uno que es Dios, y por eso es Madre de Dios.

Y qué hermoso repetir lo que decía San Estanislao: "La Madre de Dios es también madre mía". Quien nos dio a su Madre santísima como madre nuestra, en la cruz al decir al discípulo que nos representaba a nosotros: "He ahí a tu madre", ¿será capaz de negarnos algún favor si se lo pedimos en nombre de la Madre Santísima?

Al saber que nuestra Madre Celestial es también Madre de Dios, sentimos brotar en nuestro corazón una gran confianza hacia Ella.

Al saber que nuestra Madre Celestial es también Madre de Dios, sentimos brotar en nuestro corazón una gran confianza hacia Ella.
Cuando en el año 431 el hereje Nestorio se atrevió a decir que María no era Madre de Dios, se reunieron los 200 obispos del mundo en Éfeso (la ciudad donde la Santísima Virgen pasó sus últimos años) e iluminados por el Espíritu Santo declararon: "La Virgen María sí es Madre de Dios porque su Hijo, Cristo, es Dios". Y acompañados por todo el gentío de la ciudad que los rodeaba portando antorchas encendidas, hicieron una gran procesión cantando: "Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén".
El título "Madre de Dios" es el principal y el más importante de la Virgen María, y de él dependen todos los demás títulos y cualidades y privilegios que Ella tiene.

Los santos muy antiguos dicen que en Oriente y Occidente, el nombre más generalizado con el que los cristianos llamaban a la Virgen era el de "María, Madre de Dios".

miércoles, 31 de diciembre de 2014

EMPECEMOS EL 2015 CONSAGRAND​O NUESTROS CORAZONES Y NUESTRA FAMILIA


Santísimos corazones de Jesús y María y Jose ,
unidos en el amor perfecto,
como nos miráis con misericordia y cariño,
consagramos nuestros corazones,
nuestras vidas, y nuestras familias a Vosotros.

Conocemos que el ejemplo bello
de Vuestro hogar en Nazaret fue un modelo
para cada una de nuestras familias.
Esperamos obtener, con Vuestra ayuda,
la unión y el amor fuerte y perdurable
que Os disteis.

Qué nuestro hogar sea lleno de gozo.
Qué el afecto sincero, la paciencia, la tolerancia,
y el respeto mutuo sean dados libremente a todos.

Qué nuestras oraciones
incluyan las necesidades de los otros,
no solamente las nuestras.
Y qué siempre estemos cerca de los sacramentos.

Bendecid a todos los presentes
y también a los ausentes,
tanto los difuntos como los vivientes;
qué la paz esté con nosotros,
y cuando seamos probados,
concedednos la resignación cristiana
a la voluntad de Dios.

Mantened nuestras familias cerca
de Vuestros Corazones;
qué Vuestra protección especial
esté siempre con nosotros.

Sagrados Corazones de Jesús, María y José,
escuchad nuestra oración.

Amén